cms
blog

¡Elabora tu propio Ponche Segoviano!

¡Elabora tu propio Ponche Segoviano!

El Ponche Segoviano es un postre con una tradición muy arraigada en la ciudad de Segovia, y que goza de gran antigüedad. La fórmula se ha consolidado y de forma tradicional, artesana y secreta se ha transmitido de padres a hijos. Actualmente se ha extendido la receta a diversas localidades de la provincia.

Es un postre decorado: el exterior está recubierto con azúcar 'glass' y con la ayuda de un hierro al rojo se realizan rombos de color tostado, color debido al azúcar caramelizada. Es un dulce de textura cremosa, jugosa y no compacta.

En Restaurante Duque lo elaboramos de forma casera y artesanal consiguiendo una textura única, cargada de sabor. Hoy queremos compartir contigo nuestra receta, para que te puedas llevar todo el sabor de Casa Duque a tu hogar.



INGREDIENTES (Para 12 personas)

Para el bizcocho:

8 huevos
250gr de azúcar y azúcar glas 300 gr de harina tamizada
Para la crema:
2 dl de leche
150 gr de azúcar
50 gr de harina o maizena 6 yemas de huevo Canela en polvo y en rama
 
Para el mazapán:

500gr de almendra molida muy fina 500gr de azúcar blanquilla
1 dl de agua y 8 gotas de zumo de limón


RECETA

Batir los huevos en un cazo con el azúcar, cuando tomen cuerpo se va agregando poco a poco la harina hasta que quede una masa esponjosa

Untar con mantequilla una bandeja baja, volcar sobre ella la masa y cocerla a horno moderado (de 180 a 200 grados) durante 30 minutos, una vez cocido y frío el bizcocho se desmolda y se parte por la mitad. Reservar.

Poner a hervir la leche con un poco de cáscara de limón y canela enrama. Colar y reservar
Poner las yemas y el azúcar en un cazo y batir hasta que aumenten, agregar la harina y seguir batiendo; agregar la leche que tenemos reservada, mezclar y poner el cazo a fuego moderado, sin dejar de mover, hasta conseguir el espesor necesario. Es mejor hacer esta operación al baño Maria.

Se retira la crema del fuego y cuando resté templada se extiende sobre una de las dos mitades del bizcocho, salpicando cada parte con un poco de canela en polvo.
Cuando esté completamente fría, se cubre con la otra mitad, previamente mojada en un bien almíbar con perfume de ponche o ron.

Envoltura o mazapán:

Triturar las almendras junto con el azúcar. Batir las claras a punto de nieve y mezclar ambas cosas hasta obtener una pasta. Ir agregando el agua y limón. Extender la pasta con un rodillo hasta darle un espesor de unos 3 mm y cubrir con ella el bizcocho. Espolvorear con azúcar glas. Como adorno, se trazan sobre la superficie del ponche, con ayuda de un hierro al rojo, unas líneas formando rombos, que al tostarse quedan de color dorado y destacan sobre el fondo blanco.


 


COMENTARIOS:

 


 

Escribe tu comentario

Categorias: